Bloc Party – Hymns

Muy aburrido.

El nuevo disco de Bloc Party, Hymns, es el primero en el que escuchamos a los nuevos integrantes de la banda, Justin Harris (bajo, teclados) y Louise Bartle (batería). ¿Y qué tal el resultado?


Esto no es lo que quiero de Bloc Party. De hecho, no lo quiero para nadie. “The Love Within” apestaba y la odié desde la primera vez que la escuché. Sorprendentemente, acabé por no odiarla con las escuchas, pero sigue sin gustarme. El estribillo es muy guay, pero ese riff de sintetizador… Oh, tío, ese sinte. Es tan increíblemente desagradable. Tampoco ayuda que suene en realidad como un riff de sintetizador, porque es una guitarra que hace ese maltido ruido. Pero bueno, yo ya estaba listo para lidiar contra esa canción en Hymns.




Cuando escuché Hymns por primera vez, me sentí aliviado porque no es tan bochornoso como podría haber sido. No es un disco en el que esa cosa que suena a teclado pero que en realidad es una guitarra se repita todo el rato. ¡Pero hay otra pega! Hymns es aburridísimo.

Primero me preocupé cuando Gordon Moakes y Matt Tong se marcharon del grupo, pero cuando vi algunos vídeos en directo con los nuevos integrantes, me tranquilicé. Sonaba todo bien. El baterista era capaz de tocar todo tan bien como Matt lo hacía. Pero escuchando Hymns, la ausencia de ambos es bastante patente. Especialmente en el trabajo con esas características baterías energéticas, que eran todo un sello de Bloc Party y que ahora han desaparecido por completo. Ahora tenemos beats realmente simples, que sirven como mero fondo sutil para las suaves voces de Kele. Si la causa de que Matt se marchara fueron estos beats tan tediosos, no le culparía.

Lo más triste de Hymns es que casi todas las canciones tienen una buena idea sepultada por un montón de malas ideas. “Onlye He Can Heal Me” podría haber sido una canción agradable si esos coros no hubieran durado TODA la canción. “Different Drugs”, que es el tema más ambicioso, tiene una gran atmósfera oscura, que destruye ese pseudo-falsete avergonzado de Kele. “Into The Earth”, una canción con un sonido de guitarra dulce falla, de nuevo, por el señor Okereke y ese canto-hablado en los versos.

Pero hay algunas buenas. “The Good News” es una de las pocas canciones de Hymns que trae un poco de chispa. El estribillo es pegadizo y la guitarra tiene un tono country bastante que se disfruta bastante. Otra de las buenas es “Evening Song”, en la que Kele brilla y sirve como un gran cierre de álbum.

Conclusión

Ojalá y este sea el disco con el que Bloc Party haya tocado fondo. Espero que puedan compensar con el siguiente disco y hagan algo que se pueda comparar con sus tres primeros trabajos, o al menos con Four. Porque Hymns no tiene nada que ver con ninguno.

Adaptación al español de la crítica de Radovan Budos

Ficha

Discográfica: BMG
Fecha de publicación: 29 de enero de 2016
Dos canciones fundamentales: “The Good News”, “Evening Song”
Escúchalo: en Spotify
Cómpralo: Amazon, iTunes

Portada

bloc-party-hymns

Listado de temas

  1. The Love Within
  2. Only He Can Heal Me
  3. So Real
  4. The Good News
  5. Fortress
  6. Different Drugs
  7. Into the Earth
  8. My True Name
  9. Virtue
  10. Exes
  11. Living Lux
  12. Eden
  13. New Blood
  14. Paraiso
  15. Evening Song

Gira

Bloc Party tiene ya algunos conciertos confirmados de su nueva gira, entre los que se encuentra su paso por el FIB 2016. Más info en su web oficial.

Total
0
Shares
Suscribir
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Opiniones Inline
Ver todos los comentarios
Artículo anterior

Dream Theater – The Astonishing

Artículo siguiente

Un repaso a la discografía de Suede

Artículos relacionados
0
Nos encantaría saber lo que piensas, por favor, deja tu comentariox
()
x