Opinión

Publicado el 24 de noviembre de 2018 a las 20:13 | por César Muela

0

“Mejor quemarse vivo que desvanecerse”, el mensaje de “My My, Hey Hey” de Neil Young

Suele aparecer en las listas como una de las canciones con mejores letras de la historia, y eso que apenas consta de cuatro estrofas pero, desde luego, su mensaje ha calado generación tras generación. Hoy hablamos del significado de “My My, Hey Hey (Out of the blue)” de Neil Young

“My My, Hey Hey” en nuestro podcast

Cada miércoles publicamos episodio de nuestro podcast Más Decibelios. En él, además de escuchar buena música, analizamos el significado de la letra de canciones famosas. Aquí va el capítulo en el que comentamos los versos de “My My, Hey Hey (Out of the blue)” de Neil Young:

Sobre la canción

“My My, Hey Hey (Out of the blue)” fue el tema elegido para abrir su disco en directo Rust Never Sleeps (1979), que concluía con la versión eléctrica del mismo tema, que llamó “Hey Hey, My My (Into the black)”. 

Al parecer, Neil se inspiró en el grupo de punk Devo para hacer esta canción y es que, como veremos al analizar la letra, era un momento en el que el rock parecía estar pasando de moda frente al punk de bandas como Sex Pistols o The Ramones.  

Kurt Cobain usó un verso de “My My, Hey Hey” en su nota de suicidio: “it’s better to burn out than to fade away”. En declaraciones posteriores, Young manifestó que es algo que le trastornó mucho y explicó por qué cree que el líder de Nirvana se despidió con ese verso: 

No creo que estuviera diciendo que quería suicidarse porque no quería desvanecerse. No creo que interpretara la canción de una forma negativa. Creo que tenía un problema con el hecho de que pensaba que se estaba vendiendo, y no sabía cómo pararlo. Se vio obligado a hacer giras cuando no quería, y así con más cosas. Intenté ponerme en contacto con él para decirle que está bien no querer salir de gira y que está bien no hacer nada que no quieras, que tenía que tomar el control de su vida y hacer su música. O no hacer música. 

Nunca llegó a contactar con él, pero, sea como sea, Young acabó dedicándole a Kurt su disco Sleeps With Angels (1994). 

Su letra

My my, hey hey
Rock and roll is here to stay
It’s better to burn out than to fade away
My my, hey hey

Out of the blue and into the black
They give you this, but you pay for that
An’ once you’re gone you can never come back
When you’re out of the blue and into the black

The king is gone, but he’s not forgotten
This is the story of a Johnny Rotten
It’s better to burn out than it is to rust
The king is gone, but he’s not forgotten

Hey hey, my my
Rock and roll can never die
There’s more to the picture than meets the eye
Hey hey, my my

El rock nunca puede morir

El propio Neil Young ha hablado en varias ocasiones del significado de “My My, Hey Hey (Out of the blue)” y la más clara es cuando reconoció que su letra trataba del miedo a quedarse obsoleto en el mundo de la música

El espíritu del rock and roll no es la supervivencia. Por supuesto, la gente que toca rock es la que debe sobrevivir. Pero la esencia del espíritu del rock and roll es, para mí, que es mejor quemarse a lo grande antes que esa especie de decadencia en el infinito. Incluso aunque lo veas desde un punto de vista de madurez, pensarás “bueno, sí, todos acabamos perdiéndonos en el infinito”, pero el rock and roll no es así. El rock and roll es ahora mismo. Es lo que está pasando en este mismo segundo.  ¿Es brillante? ¿O es oscuro porque está esperando al mañana?

¿Y a qué vino ese instinto de supervivencia artística? Cuando Neil escribió la canción, Elvis Presley acababa de morir y los Sex Pistols publicaron su debut, y, a pesar del éxito, se separaron poco después.  

Así que sí, ese verso que dice “This is the story of a Johnny Rotten” (esta es la historia de un Johnny Rotten) es una mención directa al vocalista de Sex Pistols, tal vez queriendo decir que era mejor retirarse aunque sea en el momento álgido antes que estirar demasiado tu carrera, algo que le pasó a Elvis en sus últimos años de vida, quien no pudo acabar muchos de sus conciertos por problemas de salud. 

Por supuesto, “the king is gone, but he’s not forgotten” (el rey ya no está, pero no será olvidado) se refiere a Elvis, por lo que en la misma canción Young pone dos ejemplos de cómo llevar una carrera. Y su postura está clara: “mejor quemarse vivo que desvanecerse”. Como diciendo que mejor hacer algo verdadero y en lo que crees, aunque sea de manera breve, que estar ahí por dinero o porque no quieres. 

Y, claro, sabemos que esto surgió por las preocupaciones de Young de que el rock podía desaparecer tras la muerte de Elvis debido al punk y otros estilos, pero seguramente es una letra con tanto éxito porque cada uno la puede hacer suya con situaciones propias. Al fin y al cabo es un enfrentamiento entre lo verdadero y de corazón frente a lo falso e interesado. 

César Muela

César Muela

Melómano, periodista y músico en mis ratos libres. Sr. Lobo en Xataka. Padre de Más Decibelios. También colaboro en RafaBasa.com
César Muela

Latest posts by César Muela (see all)

Etiquetas:




Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba ↑