Críticas

Publicado el 27 de septiembre de 2015 a las 16:56 | por César Muela

11

Rammstein – In Amerika

El nuevo DVD de Rammstein, In Amerika, incluye la grabación profesional del concierto que la banda alemana dio en el Madison Square Garden de Nueva York el 11 de diciembre de 2010, una cita especial porque hacía casi diez años que Till y compañía no pisaban suelo estadounidense. En el segundo DVD nos encontramos un documental biográfico sobre el grupo, desde sus orígenes al citado concierto de Nueva York, así como un breve making-of de la grabación de su último disco de estudio, Liebe ist für alle da. En total, cuatro horas de contenido que pasamos a comentar a continuación.

El concierto

Más de 18.000 entradas vendidas en poco más de 20 minutos. La última vez que Rammstein había tocado en Estados Unidos no existía Internet tal y como lo conocemos ahora y, por tanto, había toda una generación de seguidores que nunca habían tenido la oportunidad de disfrutar en vivo de los temas y del espectáculo que tantas veces habían visto en YouTube. La respuesta de la formación fue ir a por todas: tocar en el emblemático Madison Square Garden, reservado solo para los más grandes de la música; una producción que implicaba entre 18 y 20 camiones; toda la pirotecnia que las autoridades permitiesen y una banda dispuesta a consagrarse en la tierra de las oportunidades donde, en buena medida, se fraguó su éxito internacional.

Tanto si nunca has visto a Rammstein en directo como si ya has podido hacerlo, este concierto es un fiel reflejo del espectáculo que montan salvo por una cosa que comentaremos enseguida. Desde el punto de vista técnico e intentando resumir, la realización es de primer nivel y, de hecho, hay canciones en las que alucinarás con la cantidad de planos por segundo que pasarán por tu retina. A pesar de estar grabado hace ya 5 años, la calidad de imagen también sorprende, y eso que hubo secuencias que de seguro no fueron nada difíciles de documentar, especialmente por el alto contraste, la falta de luz y bueno, los enormes chorros de pirotecnia que invaden el gran escenario (intenta convencer a cualquier cámara que se coloque justo debajo de una gran llamarada).

En mi opinión, el único punto negativo del DVD es el sonido. Suena todo tan perfecto y con una calidad de estudio tan refinada que a veces cuesta creer que las imágenes que estás viendo pertenecen a un show real. La voz del público está completamente aislada salvo entre canción y canción, o en momentos particulares que se reducen a cuando Till deja a propósito que la gente cante. Los instrumentos suenan perfectos y, si nos fijamos en la voz de Till, no hay absolutamente ninguna pega. Es, simplemente, impoluta. Y no seré yo quien dude de las cualidades interpretativas del frontman, pero es imposible que no se note ninguna respiración, ningún salto o, en definitiva, nada que demuestre que es un humano y no una voz artificialmente perfecta. Todo esto me invita a pensar que lo que se escucha no es exactamente lo que sonó y no me sorprendería que se hayan regrabado partes en estudio, incluyendo la voz. Por supuesto, hay que someter el resultado a los gustos de cada uno. Seguro que habrá quien disfrute de tan asombrosa calidad, pero yo hubiera preferido escuchar a una banda sonando en directo de verdad, sin tapujos, retoques ni adornos.



El setlist, del que hemos preparado una lista Spotify mientras llega -o no- la oficial, está pensado como homenaje a los fans. Por un lado, tocaron 8 de las 11 canciones de Liebe ist für alle da, lo cual dice mucho de su apuesta particular por su entonces nuevo trabajo, y, por otro, hicieron un repaso de sus grandes éxitos, con especial cariño a Mutter. Fue un repertorio de hora y media muy dinámico y sólido.

No quiero estropear ninguna sorpresa, así que no revelaré el espectáculo que dieron en cada canción, pero cada una tiene lo suyo. No falta el paseo en barca de Flake por el público, el gran lanzallamas de Till o la gran polla-cañón-de-espuma en “Pussy”. Solo os diré que disfrutéis en una pantalla grande y con un buen equipo de sonido. Ah, y espera al final de “Feuer Frei!” antes de llegar a ninguna conclusión.

El documental

Dirigido por Hannes Rossacher, son dos horas en las que se cuenta la historia de Rammstein de una forma que te atrapa, aunque no te gusta su música. Está contada tan bien, con tantas imágenes de recurso y se liga tan bien con el concierto de Nueva York, que al acabar sientes, de verdad, que se merecen todo lo que han conseguido en su trayectoria. Cuando ves a Marilyn Manson, Iggy Pop o Steven Tyler, que son leyendas en su ámbito, quitarse el sombrero ante la banda, la historia gana todavía más credibilidad.

El viaje comienza allá por 1988, desde que sus integrantes estaban en sus respectivos grupos en Alemania del Este, hasta que cae el Muro y pueden viajar por primera vez a Estados Unidos por ocio. Finalmente, acaban conociéndose y forman Rammstein como forma de manifestar todo lo que tuvieron que reprimir en su momento. Se consideraban una provocación.

Cuentan su primera vez en Estados Unidos, cómo van convenciendo poco a poco a representantes y discográficas para lanzar allí su música, los primeros conciertos con 15 asistentes, hasta que llega “Du Hast” y lo cambia todo. Hacen gira junto a Korn y Limp Bizkit, siguen creciendo en popularidad. Se enfrentan a los problemas de las giras largas, problemas psicológicos, las autoridades de EEUU, la detención del grupo y el incidente con Till y Flake, que quedaron fichados por su numerito en “Bück Dich”, tema en el que Till finge violar analmente a Flake. Desde entonces, ambos tienen que ser entrevistados y pasar unos controles especiales cuando viajan a Estados Unidos.

Es interesante cómo se muestra que poco a poco se van dando cuenta de que son más grandes, de que se forman colas enormes para sus conciertos. El cúlmen quizá sea la visita a Latinoamérica en 1999 como teloneros de Kiss. Se enfrentan ante una muchedumbre en una tienda de discos de México, que tuvieron que suspender por miedo a daños personales y materiales. Hay anécdotas como la del esguince del guitarrista Richard Z Kruspe en las pirámides de Teotihuacan o el que para ellos fue su peor concierto de la historia: en São Paulo (los rechazaron, les tiraron de todo, etc).

Dos años después vuelven a EEUU para presentar Mutter. Dieron unos 40 conciertos divididos entre verano y otoño. Comentan que lo más duro es volver a adaptarse a la vida cuando vuelves a casa. Es impactante el momento en el que relatan la gira conjunta con Slipknot y System Of A Down y de cómo les pilló en Nueva York el 11S. A partir de ahí, a todos les empieza a pasar factura dar conciertos sin parar. Surgen tensiones entre Paul y Richard (guitarristas), Flake decidió coger de repente un avión en Nueva York y volver a casa. Fue una época en la que deciden no forzar más su trabajo por Estados Unidos y se centran en su carrera en otros países. Así, empiezan a incorporar crítica social a sus letras (por ejemplo “Amerika”, una reacción a la guerra de Irak).

Siete años después, vuelven a Estados Unidos para grabar su nuevo disco, Liebe ist für alle da. Y, una vez lanzado, confirman el concierto en el Madison Square Garden. El resultado lo tienes en el otro DVD.

El making-of

Aunque no es tan bueno como el documental (especialmente porque parte de las imágenes utilizadas en el making-of son del propio documental), sirve para profundizar en las manías que tiene cada uno antes de tocar (Richard, por ejemplo, hace flexiones para acelerar su pulso y hacerlo coincidir con el tempo de la canción) o en la personalidad de cada integrante. Lo más satisfactorio es ver que todos son muy diferentes, pero que llevan 20 años juntos.

Conclusión

Es una joya para los fans, pero como pieza audiovisual sirve para poner a la banda en su sitio dentro de la historia de la música. Hay que valorar este doble DVD por la historia que cuenta en conjunto, que no es otra que unos alemanes que tenían ganas de provocar y ser fieles a sí mismos. Y queda claro que lo consiguen cuando ves que, por ejemplo, cuando Estados Unidos estaba empezando a superar el 11-S sacan un single llamado “Amerika” para criticar la guerra de Irak y la hegemonía cultural de USA.

Rammstein es mucho más que un grupo de metal industrial que llevaba pirotecnia a sus conciertos, es todo un ejemplo de autenticidad (nunca renunciaron a cantar en alemán) y de cómo romper los propios moldes que la sociedad y la cultura imponen. Eso es lo que cuenta este trabajo, y lo hace soberanamente bien.

Ficha

Discográfica: Island/UMe
Fecha de publicación: 25 de septiembre de 2015
Escúchalo: no disponible en streaming
Cómpralo: Amazon, Amazon (BluRay), Fnac

Portada

rammsten-in-amerika-2015

Contenido

  • DVD 1: Concierto de 2010 en Nueva York: “Live from Madison Square Garden” (101 min.)
  • DVD 2: Documental Rammstein in Amerika (122 min.)
  • DVD 2: Making-of del disco Liebe Ist Für Alle Da (21 min.)

Setlist del concierto de Nueva York:

  1. Rammlied
  2. B********
  3. Waidmanns Heil
  4. Keine Lust
  5. Weisses Fleisch
  6. Feuer Frei!
  7. Wiener Blut
  8. Frühling In Paris
  9. Ich Tu Dir Weh
  10. Du Riechst So Gut
  11. Benzin
  12. Links 2 3 4
  13. Du Hast
  14. Pussy
  15. Sonne
  16. Haifisch
  17. Ich Will
  18. Engel

Gira

Rammstein no tiene ningún concierto en el horizonte porque están preparando su nuevo disco. Más info en su web oficial.

César Muela

César Muela

Melómano, periodista y músico en mis ratos libres. Editor en Xataka. Padre de Más Decibelios. También colaboro en RafaBasa.com
César Muela

Latest posts by César Muela (see all)

Rammstein – In Amerika César Muela

Rammstein - In Amerika

Cuatro horas de contenido que merecen la pena para comprender a Rammstein, tanto si te gusta su música como si no.

4.5


Etiquetas: , ,




11 Respuestas a Rammstein – In Amerika

  1. Alex dice:

    Muy buena crítica señor, felicitaciones, y sí, el audio es bastante extraño…

  2. me pareció terrible el hecho de que cambian la toma cada medio segundo.

  3. Hola!

    Coincido bastante con tu análisis, pero me gustaría puntualizar algo. Respecto a la voz de Till, un par de cosas. Lo de las respiraciones, si te fijas, diría que en “Live aus Berlin” y “Völkerball” tampoco hay, y en cualquier vídeo grabado por alguien a pie de pista que puedes ver en youtube, tampoco se le escuchan. Igual pasa con otros cantantes como Anthony Kiedis (RHCP). Supongo que es habilidad a la hora de apartar el micro de la boca, vaya, es opinión mía. Y la otra cosa, yo diría que en algunos estribillos como en “Ich Tu Dir Weh” directamente es playback, o al menos me da esa sensación. Añadir, que respecto a Völkerball, creo que ha recuperado parte de voz, aunque sigue sin llegar tan abajo en algunos momentos (sobretodo en los temas de los 2 primeros albums, normal), pero mucho mejor.

    Como otro punto negativo añadiría los fallos de raccord a lo largo de concierto. Supongo que con tantos planos es difícil evitar que Till esté a un lado del escenario y al siguiente frame, desde otro angulo esté en el centro. O que lleve y deje de llevar la cofia esa en la cabeza.

    Y para acabar, suscribo tu concluisón, fantástico BRay y banda.

    ¡Saludos!

  4. Pingback: Rammstein en vinilo: detalles de XXI

  5. Muy de acuerdo con tu critica, regrabaron las canciones en estudio o algo por estilo, viendo vorkeball la voz de till suena bastante cansada y a primer instancia se nota que es en vivo, viendo este DVD suena a voz de estudio el publico no se escucha para nada solo entre cancion y cancion y cuando till “los invita” a cantar, me paso igual que a ti, veo el video y no pareciere que el audio corresponde a las imagenes que estas viendo, creo que Rammstein exagero en la edicion de audio en este DVD, siempre me ah gustado los DVd de Rammstein pero creo este a pesar de tener muy buena calidad de imagen me decepciono y no solo hablo del audio, sino tambien del video, no disfrutas nada porque cada fraccion de segundo se hace cambio de plano y al siguiente segundo ya esta otro plano.

    ¡Saludos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba ↑